sábado, 29 de junio de 2013

Los hijos del Filomat: Socialmaterialismo y Buenismo

La torre en la que se ha encerrado una parte de los seguidores del Filomat.
Sección que se conoce como Buenismo, escoliastas de los textos de GB

No se entiende por qué entre determinados materialistas se tiran de los cabellos cuando un neófito no maneja bien ideas propias del sistema, o cuando una persona totalmente alejada del filomat no sabe lo que significan términos como "colimador", "práxico", "hetería soteriológica", "nematológico", "beta-operatorio", "lisológico", "conónimo", "materialidad primogenérica", "capa basal", entre otras. Se dirá que estos términos no pretenden cambiar la realidad, sino interpretarla de la manera más satisfactoria posible. Pero esa interpretación filosófica conlleva tal choque con otros campos de la realidad que, tras el mismo, ni la filosofía ni esos mismos campos vuelven a ser los mismos. 

Santiago Armesilla ha abierto una nueva línea del Filomat: el socialmaterialismo o radical-socilismo


Además, una filosofía que no pretende "cambiar la realidad" es un gnosticismo o, en el mejor de los casos, un nihilismo de la peor clase que da palos de ciego sin capacidad luego de realizar un regressus (término filomat) sobre los escombros de la trituración filosófica del presente que acaba de realizar. En consecuencia, se tritura para nada, se tritura por triturar. Eso se llama tautología.

Santiago Armesilla


Mesa de redacción de AptsFelguerinos

No hay comentarios:

Publicar un comentario