lunes, 29 de julio de 2013

Un país secuestrado por Borjamaris


Contemplé al principio lo de Marca España como otra demostración de que los hijos de papá aún pueden ser más bobalicones tras su paso por una Business School, aquello era una gilipollez comparable a su empleo de palabrejas en inglés para demostrar una formación anglosajona, o de polos con la banderita rojigualda para ir a navegar o jugar al golf.


He ido comprendiendo, sin embargo, que el asunto tiene mayor calado. El medio es, en efecto, el mensaje; así que al emplear la fórmula manifiestamente mercantil de Marca España los pijos nos están diciendo con claridad cuál es su visión de la cosa pública: España es un producto comercial, algo que se compra y se vende, un negocio con posibilidades, un modo de ganar dinero en el mercado global.

Javier Barrajon en Colectivo Burbuja

Mesa de Redacción de AptsFelguerinos

No hay comentarios:

Publicar un comentario