lunes, 8 de diciembre de 2014

MaqApts: Velino y la división de la izquierda

Pasear por el parque viejo de La Felguera y que suene el telefonino... Sí, al otro lado está Veli

Cuando Veli llama al móvil siempre lo hace a la itálica manera; es decir, llama al telefonino, que es como definen al aparato en la tierra de Petrarca. Velino es muy transalpino. 
Suena el telefonino mientras estoy dando un paseo por el parque viejo de La Felguera, que lleva el nombre de doña Dolores F. Duro, nieta del oligarca local, y veo que se dibuja el nombre de Veli en el display. Me temo lo peor:
-¡Dos meses, Fdez! ¡Dos meses me debe Gustavín! Así se aprovechan del menesteroso- Yo no sé por qué razón, Veli, siempre que se tiene que quejar a alguien, se queja al que esto escribe.
-Estaba cantao que ahí ibas a acabar trabajando para el inglés.
A Veli lo contrataron en el nuevo invento televisivo de Gustavín, Rodolfo Sánchez e Ismael Rey. Pusieron en marcha una televisión local cuyo fundamento serían los programas televisivos de tema filosófico de la Fundación Gustavo Bueno. Pero como en el espectro televisivo hay mucha parrilla televisiva que rellenar, era necesaria la difusión de otros programas que se saliesen del ámbito filosófico. Uno de ellos fueron Las crónicas partitocráticas de Velino (el nombre es made in Gustavín), que pretendían ser una réplica televisiva de las Velinianas que tanto triunfaron triunfaron en este blog. Cuando Veli me contó el proyecto ya me olí el fracaso; es muy difícil trasladar lo que hacíamos en Apts al ámbito televisivo, tal vez una serie de programa radiofónicos en podcast fuese un medio que diese más juego (en ello estamos en Apts).

Las crónicas partitocráticas de Veli duraron un suspiro

-Pa´l inglés no, Fdez ¡Pa Gustavín, Fdez! ¡Pa Gustavín!
-Es lo mismo Veli.
-Y encima censurau. Porque no sé si sabes que me han censurao la entrevista que tenía con estos chavales de Podemos.
-Lo sé, sigo tu blog. Aunque en él apenas hagas referencia de quien te aupó al mundo de la blogosfera asturiana. ¡Qué desagradeciu yes compañeru!
Lo cierto es que Velino se pasó con el tema de Podemos. Desde que pilló cacho telvisivo no paró de dar cancha al nuevo partido. Tenga en cuenta, querido lector, que tras el invento de Oviedo10 hay un consistorio, el de Oviedo, en el que gobierna el PP. Puede que el PP ovetense sea de la misma opinión que el consejero áulico nacional de los conservadores, el mago malagueño de las encuestas, y vean en Podemos el seguro para quebrar internamente a la base del electorado de las izquierdas. Pero todo tiene un límite, y Velino lo superó con creces: les compuso una canción, les puso en bandeja la primera entrevista del programa, y quería hacerles una segunda, que fue censurada.


Tal vez en el PP de Oviedo siguiesen al principio el juego de Arriola y no les importase que Velino promocionase a Podemos. Pero desde el desastroso mes de octubre, todas las baronías del PP creen que el asunto Podemos, el jueguecito electoral del brujo Arriola, se le ha ido de las manos al gran estratega de Génova 13. Yo creo que no. Creo que Arriola va a acertar y Podemos no acabará pasando la factura que algunos auguran al PP. Pepe Gª Domínguez, que además de un arrogante es el mejor columnista de la derecha, también es de la opinión en un reciente artículo (Libertad Digital: Podemos y el mito de la corrupción) de que en el fondo, las patadas que se quieren dar a Rajoy y a la derecha, acaban impactando en el culo de Pedro Sánchez y la Psoe. Una buena muestra de ello es el propio Velino que ha pasado de ser un fiel del socialismo a subirse al barco de Podemos. Pero el cambio no sería tanto por interés u oportunismo (bueno, algo también puede haber...), sino por lo que antes explicaba Gª Domínguez en su artículo: la izquierda tradiconal española se ha dividio y se ha alejado. Por un lado están los que han disfrutado de la gran bienestar que se fraguó al calor del crédito de los años 80´s y 90´s del S XX, una especie de aristocracia de izquierdas; por el otro lado están las nuevas generaciones que se incorporan al mundo laboral, y que ven desoladas como nunca podrán disfrutar del bienestar del que han gozado sus mayores, a pesar de haberse comportado como niños buenos haciendo todo lo que les dicen sus mayores. Aquí tenemos la división. Podemos es un partido -no tanto de jóvenes, son bastante veteranos- que ha visto con perspicacia esta división y ha sabido entender que podían recoger el fruto electoral del precariado. Habría cosas que objetar si entramos en el detalle de Podemos, pero en rasgos muy generales es así.

Veli, más preocupado que nunca por los temas sociales. Hay una división en la izquierda


Si repasamos el blog de Velino, últimamente todos sus temas inciden en la precariedad social y la pobreza. Hay gente en su muro de facebook que dice que no es para tanto, pero sí que lo es para una parte de la población. Hay una gran división dentro de la izquierda que en Asturias se acentúa más, porque aquí la Psoe cumple el rol de partido de derechas con la práctica desaparición del PP. Podemos ya es el otro gran polo político que arrasa al resto de las formaciones como Foro y UPyD. Sí hay una división. Por eso, cuando en la conversación que mantenía con Veli le hice el reproche de que no me daba bola en su hoja volandera me respondió destempladamente:
-Mira, Fdez, mi blog no está para hacerte propaganda, sino para denunciar la pobreza e injusticia. ¡Fdez, tú también eres casta!

Fdez de la Felguera, editor de AptsFelguerinos

No hay comentarios:

Publicar un comentario